Una arquitecta rusa convierte los famosos 'macarons' en auténticas obras de arte

Macarons