Masturbarse o echarse una siestecita: qué es más reparador si tienes poco tiempo y necesitas descansar